ResultAdos
Una compañía líder cervecera de Estados Unidos quería desarrollar un surtido de estrategias a nivel tienda para garantizar la distribución óptima del producto en más de 500.000 localizaciones para sus más de 600 sku's en la distribución.

La integración de múltiples herramientas de Big Data que abarcan información de ventas y drivers de compra permitió al distribuidor mejorar las decisiones de surtido tienda a tienda, obteniendo un incremento de las ventas del 2% en un mercado maduro.


El Reto
Aunque el cliente ya realizaba estrategias a nivel tienda, se requería una granularidad adicional para determinar la singularidad de cada tienda (disposición de los productos, espacio en el lineal, diferencias regionales…). Desarrollar una estrategia de surtido que tuviera en cuenta estos factores individuales de cada tienda requería una información granular (por item y por tienda con base mensual) y requería integrar información de múltiples fuentes.
En primer lugar, IRI determinó un proceso para tener una visión completa de las ventas de mercado del cliente y de la competencia, así como los drivers de compra a nivel tienda:
 

1. Reunir todos los datos:

IRI compiló más de 100 conjuntos de información interna y de partners, abarcando desde el punto de venta e información de e-commerce hasta mediciones digitales o el precio del gas..

2. Intregración y armonización:

Tras juntar toda la información, se identificaron aspectos clave que tenían que ser alineados, como periodo temporal, geografía, producto, etc. para garantizar la integración y coherencia. Se procesó el dato, depuró, armonizó y  se almacenó al mayor nivel de granularidad posible para su completa exactitud y más rápido acceso.

3. Desarrollo en Liquid Data:

Una vez la base estuvo completa, se cargó en la plataforma de IRI Liquid Data. Para que el dato fuera accesible y funcional, IRI generó jerarquís, asígnó atributos específicos para cada producto, creó segmentos específicos y desarrolló los cálculos y reglas necesarios.


Con el proceso completo, IRI desarrolló una estrategia analítica con el cliente para crear una herramienta que le permitiera optimizar el surtido a nivel tienda. La solución optimizó el potencial de cada tienda en diferentes ejecuciones tácticas. La herramienta tenía en cuenta las preferencias del comprador a nivel tienda y las limitaciones de la tienda, como por ejemplo el espacio en el lineal. También permitía al cliente tomar decisiones rápidamente para sus más de 500.000 tiendas. Las recomendaciones de surtido también se entregaban via móvil a cada conductor de ruta para su ejectución.


El REsultado

Con el programa piloto incial del cliente se consiguió un crecimiento incremental su portfolio un 2% por semana, por valor de cientos de millones en ventas anuales, en las tiendas que pusieron en práctica las recomendaciones frente a un grupo control. La nueva plataforma de información integrada mejoró drásticamente el pronóstico de nuevos productos gracias a un mejor entendimiento de las dinámicas a nivel tienda.

¿Cómo podemos ayudarle a crecer de forma rentable?

 Security code